24/01/2018 0 Comentarios Desarrollo personal

Cómo crear tu tablero de sueños

Tablero de sueños, panel de visión, tablero de inspiración, mapa de sueños, corcho de visualización, collage de metas, dreamboard…son múltiples formas de denominar un mismo concepto: una representación visual y física donde plasmar todos nuestros sueños. El post que os traigo hoy está ligado al de hace dos semanas, donde exponía Plantea tus propósitos de 2018 de manera S.M.A.R.T . Lo he escrito en respuesta a vuestras peticiones que recibí en la sección Comentarios de la entrada y vía correo electrónico. Prepara tu lista de propósitos S.M.A.R.T que ya realizaste, ¡que empezamos con el tablero!

Cómo crear tu tablero de sueños

Fuente de la imagen: Pixabay

UTILIDAD

Como os decía en la introducción, un tablero de sueños consiste en una representación visual y física donde plasmar todos tus sueños. Nos va a servir para dar una vuelta más de tuerca a las metas que nos propusimos este año. Necesitamos dar ese paso más allá para que nuestros propósitos se materialicen: el sentir que están cerca o incluso que ya los hemos logrado. El primer paso ya lo realizaste con el post anterior: apuntaste todas tus metas y su plan de acción de manera S.M.A.R.T (ya sabes: específica, medible, alcanzable, relevante y enmarcadas en el tiempo). Ahora lo que te planteo es que te visualices consiguiendo esos objetivos y lo plasmes físicamente en un tablero. Esto te permitirá elevar tu energía a la que se necesita para conseguir aquello que anhelas. Con ello, además, estarás utilizando la ley universal de la atracción, que es ”la creencia de que los pensamientos (conscientes o inconscientes) influyen sobre las vidas de las personas, argumentando que son unidades energéticas que devolverán a la persona una onda energética similar a la emitida [fuente: Wikipedia]”.

PONTE EN SITUACIÓN

Un tablero de sueños ha de transmitirte una energía especial para que cada vez que lo veas, te alegre y te resulte inspirador. Antes de elaborarlo, crea donde estés un ambiente de inspiración que te aporte energía porque este momento es para ti. Puede ayudarte el escuchar una música concreta que te guste, cambiar la iluminación de donde te encuentres con velas o pulverizar una fragancia que te resulte atractiva. Resérvate unas horas para esta labor en las te encuentres sin interrupciones. Vas a crear tus metas de este año 2018. Es importante para ti.

TU “PARA QUÉ”

Ya has establecido el mood para empezar a crear el tablero. Ahora, es necesario que dediques unos momentos a tomar conciencia del para qué de las metas que te propusiste en el post que comentábamos anteriormente. El motivo que haya detrás de ellas será primordial para no desistir en los momentos difíciles. Establece una palabra clave o frase corta positiva que resuma ese para qué de las metas que te propusiste. Si necesitas utilizar otro idioma, ¡no pasa nada! A mí por ejemplo hay palabras en inglés que me llevan más a la acción que en español.

ELABORACIÓN

PARA TABLERO “OFFLINE”

Vas a necesitar los siguientes materiales:

-Tablero (en el formato que elijas: cartón grande o si lo prefieres, un corcho grande, una pizarra magnética, un cuadro con marco…aquello que con solo mirarlo te dé buenas vibraciones)

-Folios

-Revistas que te inspiren

-Pegamento/chinchetas

-Impresora

Ahora necesitarás establecer categorías para las metas del punto anterior. Para ello, puedes ayudarte de la Rueda de la vida que te comenté en este post. Así, escribe las áreas de tu vida que desees plasmar en él. Por ejemplo: “alimentación”, “amistades”, “familia”, “trabajo”, etc. Escríbelas con una tipografía que te inspire y recórtalas.

Una vez tengas estas categorías dispersas en tu mesa, ahora es el momento de buscar fotografías en revistas o Internet que te inspiren para la consecución de las metas que te habías propuesto en esas áreas. Puedes alternar fotos en las que salgas tú con otras que encuentres. Recórtalas o imprímelas. Al verlas, por supuesto, te tienen que transmitir la energía que deseas conseguir.

Cuando tengas las categorías y las imágenes asociadas, ve colocándolas en el tablero. Si lo deseas, añade también los “para qué” del punto anterior escritos de tu puño y letra o con una tipografía que te guste. Ve colocando todos estos elementos en el tablero. A mí personalmente me gusta colocar los elementos con una cierta distancia para que el diseño no me resulte demasiado cargado y que “respire”. Además, si lo deseas, en el caso de las fotografías en las que aparezcas puedes imprimirlas todas utilizando el mismo filtro o paleta de colores. Eso le añadirá un extra de “placer” visual a tu dreamboard.

Entre foto y foto, además, puedes ir colocando frases motivacionales que te inspiren.

Hay personas que también eligen, además de fotos, pegar otros objetos que les recuerda o evoca un sentimiento concreto. Utilíza también este recurso si es tu caso y si está relacionado con las metas que quieras alcanzar (por ejemplo, una página de libro firmada por algún escritor al que admiras).

¡Y ya lo tienes! Cuando termines, cuélgalo en un lugar visible para poder verlo cada día. Puedes hacer incluso una foto con el móvil para echar mano de ella en momentos difíciles y en los que necesites un extra de motivación.

PARA TABLERO “ONLINE”

Si prefieres crear el tablero de manera Online porque deseas tenerlo en formato web y acceder a él desde cualquier dispositivo, aquí te remito a una serie de herramientas que ha recopilado esta blogger en esta página. Personalmente, no las he utilizado todavía, así que si alguno lo hacéis, ¡contadme qué tal!

MÁS APLICACIONES

El tablero de inspiración que os he mostrado no solo tiene aplicación a nivel personal, sino que también podrás utilizarlo para proyectos con tu equipo, diseño de interiores, maquetaciones…

 

Espero que el post de hoy os haya servido para realizar vuestro tablero de sueños lo más fácilmente y amenamente posible con el fin último de que vuestras metas se materialicen en este 2018. Pero eso sí: el tablero no sirve de nada sin el trabajo de acción posterior que definisteis en el plan de acción del post que os comenté. No hay transformación sin acción. Por mi parte, yo aún no lo tengo terminado porque aún estoy en fase de recogida de fotos, ¡pero os avisaré si me queda digno! En cuanto crees el tuyo, me encantaría que me lo enseñaras y lo compartieras con los demás, ¡a ver qué tal esos diseños!